Trabajo Peligrosos "bonificacion"

Hola,

Hemos recibido una notificación de un posible reclamo en tribunales por no abonar bonus/plus por peligrosidad a un ex-trabajador.

En el convenio o contrato individual no se indica sobre dicha bonificacion así que desconocemos el origen de tal "Reclamo". Nos podrían orientar un poco si existe alguna sentencia o base legal que indique algo al respecto o afines? 

El ex-trabajador estuvo desempenandose como peón haciendo tareas de su categoría en instalación y montaje de aerogeneradores en Zaragoza, por lo que convenio de referencia que estábamos usando es metal y sidero de dicha región. 

Gracias 

 06/09/2019 usuario2404

Respuesta de despacho:

 09/09/2019 despacho1
Buenos días.
 
En primer lugar, para que exista derecho a percibir un concepto de esta naturaleza, debe de existir una norma que así lo establezca. En este sentido, sentencias como la del Tribunal Superior de Justicia de Canarias de 20 de diciembre de 2011:
 
“La  sentencia del Tribunal Supremo de fecha 9 de noviembre de 1999  invocada en el recurso si bien no se dicta en relación con el plus de peligrosidad , ni con referencia al Convenio Provincial de Siderometalurgia, sin embargo, senala que es preciso atender a la regulación del convencional del complemento y conforme al mismo consideró que la excepcionalidad de las tareas realizadas es la condición determinante del abono del plus, sin que se precise acudir ni siquiera con valor orientador a criterios externos pues, por respeto a la autonomía colectiva, es obligado estar a los criterios expresamente previstos en la norma convencional que son suficientes por si mismos para dar solución al tema sin necesidad de acudir a pautas interpretativas externas, y fueron fijados libremente por las partes negociadoras en uso de las facultades que les confiere el actual art. 26.3 del  Estatuto de los Trabajadores en orden a disciplinar el contenido, el importe y las condiciones de percepción del plus de penosidad.”
 
Así, el Convenio Colectivo del Sector Industria Siderometalúrgica de Zaragoza no contiene regulación alguna acerca del plus de peligrosidad. Sin embargo, en su Cláusula Final establece que:
 
“En todo lo no previsto en el texto articulado de este convenio, se estará a lo dispuesto en el texto refundido del Estatuto de los Trabajadores de los Trabajadores, al Acuerdo Marco de la Industria del Metal de Aragón (AMIMA), al convenio colectivo estatal de la Industria, la Tecnología y los Servicios del Sector del Metal (C.E.M.) y al texto de la derogada Ordenanza de Trabajo para la Industria Siderometalúrgica de 29 de julio de 1970, que ambas partes aceptan como norma pactada, y demás disposiciones de general aplicación.”
 
Por tanto, a falta de regulación del Convenio Colectivo provincial, procede acudir a estos textos para ver si en ellos se reconoce dicho plus.
 
En el único texto donde se hace referencia a la percepción de dicho plus es en la Ordenanza de Trabajo para la Industria Siderometalúrgica de 29 de julio de 1970, que en su artículo 77 establece que:
 
“La excepcional penosidad, toxicidad o peligrosidad de los trabajos quedará normalmente comprendida en la valoración de puestos de trabajo y en la fijación de los valores de los incentivos (…).
 
La falta de acuerdo entre Empresa y trabajadores respecto a la calificación del trabajo como penoso, tóxico y peligroso se resolverá por las Delegaciones Provinciales de Trabajo (…).”
 
Por tanto, la referida ordenanza establece la posibilidad de reconocer a determinados trabajadores el plus de peligrosidad, en caso de que, tras la evaluación del puesto, se concluya que el mismo es especialmente peligroso. De lo que se desprende de la consulta, entendemos que dicho plus no lo tenéis reconocido para los trabajadores de dicho puesto.
 
Ahora bien, para el reconocimiento de dicho plus al extrabajador hará falta que el mismo lo hayáis reconocido a otros trabajadores que estén realizando funciones similares a las que este trabajador realizaba y además lo realizase en condiciones similares a ellos, de tal forma que el peligro que justifica el plus esté acreditado. De hecho, así lo ha supuesto la jurisprudencia en casos en los que también unos trabajadores reclamaban el plus que estaban percibiendo otros compañeros.
 
En este sentido, procede citar la Sentencia del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco 959/2010, de 30 de marzo, que establece que:
 
G) Resta por ver si puede llegarse a la conclusión de que estuvo sujeto a esas excepcionales condiciones de penosidad y/o peligrosidad por la vía de la comparación que realiza con algunos de sus compañeros de trabajo.
 
La solución no varía desde esta segunda perspectiva, siendo la razón esencial de ello que no basta con acreditar que otros compañeros de trabajo que prestan sus servicios a la demandada en Tubacex y tienen su misma categoría profesional vienen percibiendo el plus litigioso, ya que sería necesario acreditar que su trabajo lo llevan a cabo en las mismas circunstancias laborales en que lo hace el recurrente, sin que nada de ello conste en el relato de hechos probados ni se intente llevar al mismo por vía del recurso interpuesto. No debe olvidarse que estamos en una materia en la que el derecho al complemento salarial se vincula a las condiciones de cada concreto y singular puesto de trabajo, de tal forma que sea singularmente penoso uno de los que ocupa uno de esos ajustadores y no los restantes por no estar, por ejemplo, próximos a la fuente de extremo calor, ruido o suciedad que lo determina; o, referido a la excepcional peligrosidad, que el grave riesgo concurra en uno y no en los restantes. Además, resulta que dos de esos compañeros (D. Miguel y D. Nemesio ) lo perciben sin que quede claro si lo hacen por las condiciones concretas en que han trabajado en Tubacex o por razón de las que tenían en Petronor y se mantiene mientras prestan servicios en ese otro centro; en cuanto al tercero (D. Lucio ), la versión judicial revela que el cobro del plus se contrajo sólo a unos meses del año 2007. Significamos, con ello, que no hay base suficiente para deducir, como conclusión humana racional, que el demandante trabajó durante el período objeto de su reclamación en condiciones de excepcional penosidad o peligrosidad.”
 
De esta forma, como veis, para que el extrabajador tenga base para reclamaros el plus de peligrosidad hace falta, en primer lugar, que tengáis reconocido dicho plus a otros trabajadores de la empresa y, en segundo lugar, que las condiciones en las que el trabajador prestaba servicios en la empresa coincidan sustancialmente con las que justifican el pago del plus de peligrosidad a los trabajadores que sí lo están percibiendo.
 
Así, en vuestro caso, mientras en la empresa no tengáis reconocido el plus de peligrosidad a trabajadores en la valoración de puestos de trabajo, o bien, mientras no se venga abonando a otros trabajadores que realicen funciones similares, entendemos que este no procede.
 
En Conclusión:
 
  • El convenio no establece dicho plus. Ahora bien, el convenio remite en lo no dispuesto a la Ordenanza de Trabajo. En virtud del artículo 77 de la Ordenanza de Trabajo para la Industria Siderometalúrgica de 29 de julio de 1970, aplicable por la Cláusula Final de vuestro Convenio Colectivo, el plus de peligrosidad se aplica en caso de estar recogido por las empresas en la valoración de puestos de trabajo.
  • Ahora bien, para que el extrabajador tenga base suficiente para reclamaros el plus de peligrosidad, el mismo esté previamente reconocido en la valoración de puestos de trabajo, o bien, que en la empresa dicho plus lo vengan percibiendo trabajadores que presten funciones similares que las que él prestaba.
  • En vuestro caso, no nos consta que tengáis un plus de peligrosidad reconocido para los trabajadores de dicha categoría, ni tampoco nos consta que este reconocido el plus de peligrosidad en la valoración de puestos de trabajo. Por tanto, entendemos, que no existe base para fundamentar dicha reclamación.

Esperamos haber resuelto su consulta. Llámenos si necesita cualquier aclaración. Reciba un cordial saludo.

Somos abogados

Eduardo Castilla Baiget
Eduardo Castilla Baiget
Licenciado en Derecho y Diplomado por la Escuela de Práctica Jurídica de la Universidad de Navarra
Vanesa León Arguedas
Vanesa León Arguedas
Graduada en Derecho y Máster Universitario en Acceso a la Abogacía por la Universidad Pública de Navarra
José Ángel Brugos Larumbe
José Ángel Brugos Larumbe
Licenciado en Derecho por la Universidad de Navarra
Juncal Fernández
Juncal Fernández
Es Graduada en Derecho por la Universidad de Navarra y realizó el Máster de Acceso a la Abogacía por la UNED