Subrogación Y Consentimiento Trabajadores

Veo que hay una sentencia STS 23.10.2001 que dice que no opera automáticamente la subrogación sino que requiere el consentimiento de los trabajadores. Dice que si éstos no aceptan se mantiene la relación de trabajo anterior.

Nosotros hemos seguido adelante con el proceso aunque algún trabajador no aceptó en su día ser subrogado. ¿Tendríamos que echar atrás todo el proceso para estos trabajadores?. ¿Hay alguna sentencia posterior que diga lo contrario?.

Gracias,

 25/01/2012  usuario18

Respuesta de despacho:

 26/01/2012  despacho1
Buenos días:
 
En primer lugar, en lo referente a la posibilidad, por parte del trabajador, de negarse a la subrogación, el Tribunal Supremo ha establecido en diversas sentencias posteriores al 2001, entre otras, de 12 de diciembre de 2007 o de 12 de mayo de 2010, que en los supuestos de subrogación empresarial, es innecesario el consentimiento de los afectados:
 
“En estos supuestos no es necesaria la existencia de cláusula alguna que garantice la estabilidad del empleo de los trabajadores, tal como sugiere la sentencia recurrida, porque, al menos en teoría, tal garantía, y aún mayor, viene establecida en la propia norma cuando ordena que el nuevo empresario quede subrogado en los derechos y obligaciones laborales y de Seguridad Social del anterior, incluidos los posibles compromisos de pensiones, en los términos previstos en su normativa específica, y, en general, cuantas obligaciones en materia de protección social complementaria hubiere adquirido el cedente (art. 44.1  ET). Y si, en la práctica, llegara a resultar burlada la garantía legal, nuestro ordenamiento positivo y la jurisprudencia ponen a disposición de los trabajadores mecanismos tales como, por ejemplo, la institución del fraude de ley o la doctrina del levantamiento del velo que, llegado el caso, podrían restituirla.”
 
Pues bien, a pesar de que el cambio de la titularidad el contrato de los trabajadores (subrogación) viene decidido por una sola de las partes (la empresa), el Tribunal Supremo ha considerado que la subrogación debe ser obligatoriamente aceptada por el trabajador, todo ello sin perjuicio de que en el supuesto de que el trabajador probase que existía un fraude de ley en la transmisión, tuviese los mecanismos legales para accionar frente a la empresa.

Cuestión diferente, como explica la sentencia, es que se trate, no de “subrogación de empresa”, sino de una mera novación contractual (es decir, de un mero cambio de titular del contrato). En este segundo caso, el mero cambio de titular, sin que haya subrogación, sí obliga a pedir el consentimiento del trabajador.

Por tanto, la subrogación en estos casos obliga a aceptar al trabajador. En cambio, si en vez de subrogación, fuese un mero cambio de titular, pero sin traspaso de actividad ni equipos, entonces estaríamos ante una novación contractual del titular del contrato, que sí obliga a recabar el consentimiento del trabajador, como señaláis en la sentencia del 2001.
 
Esperamos haber resuelto su consulta.
 
Reciba un cordial saludo.

Somos abogados

Eduardo Castilla Baiget
Eduardo Castilla Baiget
Licenciado en Derecho y Diplomado por la Escuela de Práctica Jurídica de la Universidad de Navarra.
Vanesa León Arguedas
Vanesa León Arguedas
Graduada en Derecho y Máster Universitario en Acceso a la Abogacía por la Universidad Pública de Navarra
Izaskun Aldabe Muro
Izaskun Aldabe Muro
Graduada en Derecho por la Universidad Pública de Navarra y Premio Extraordinario Fin de Carrera. Máster de Acceso a la Abogacía en la Universidad Pública de Navarra.
Ignacio Chacón Carvalhais
Ignacio Chacón Carvalhais
Graduado en Derecho y Máster de Acceso a la Abogacía por la Universidad Pública de Navarra.