Regulación De La Jornada

Hola,

Tras la entrada en vigor del Real Decreto-ley 6/2019, de 1 de marzo, de medidas urgentes para garantía de igualdad de trato y de oportunidades entre mujeres y hombres en el empleo y la ocupación, nos surgen varias dudas con la nueva regulación de la jornada.

En concreto,

1.- ¿El trabajador puede ahora solicitar además de la adaptación de la duración y la distribución de jornada, la ordenación del tiempo?

2.- ¿Cómo se pactarán los términos de la solicitud?

3.- ¿Hasta cuándo podrá el trabajador solicitarlo?

4.- Y, una vez finalizado el periodo, ¿el trabajador puede solicitar su regreso a su jornada anterior?

Muchas gracias

 16/05/2019  usuario2393

Respuesta de despacho:

 16/05/2019  despacho1
Buenos días.

Efectivamente, el Real Decreto-ley 6/2019 introduce cambios en la regulación relativa a la adaptación y distribución de jornada. En concreto, modifica el apartado 8 del artículo 34 ET, en los siguientes términos:
8. Las personas trabajadoras tienen derecho a solicitar las adaptaciones de la duración y distribución de la jornada de trabajo, en la ordenación del tiempo de trabajo y en la forma de prestación, incluida la prestación de su trabajo a distancia, para hacer efectivo su derecho a la conciliación de la vida familiar y laboral. Dichas adaptaciones deberán ser razonables y proporcionadas en relación con las necesidades de la persona trabajadora y con las necesidades organizativas o productivas de la empresa.

En el caso de que tengan hijos o hijas, las personas trabajadoras tienen derecho a efectuar dicha solicitud hasta que los hijos o hijas cumplan doce años.

En la negociación colectiva se pactarán los términos de su ejercicio, que se acomodarán a criterios y sistemas que garanticen la ausencia de discriminación, tanto directa como indirecta, entre personas trabajadoras de uno y otro sexo. En su ausencia, la empresa, ante la solicitud de adaptación de jornada, abrirá un proceso de negociación con la persona trabajadora durante un periodo máximo de treinta días. Finalizado el mismo, la empresa, por escrito, comunicará la aceptación de la petición, planteará una propuesta alternativa que posibilite las necesidades de conciliación de la persona trabajadora o bien manifestará la negativa a su ejercicio. En este último caso, se indicarán las razones objetivas en las que se sustenta la decisión.

La persona trabajadora tendrá derecho a solicitar el regreso a su jornada o modalidad contractual anterior una vez concluido el periodo acordado o cuando el cambio de las circunstancias así lo justifique, aun cuando no hubiese transcurrido el periodo previsto.

Lo dispuesto en los párrafos anteriores se entiende, en todo caso, sin perjuicio de los permisos a los que tenga derecho la persona trabajadora de acuerdo con lo establecido en el artículo 37.

Las discrepancias surgidas entre la dirección de la empresa y la persona trabajadora serán resueltas por la jurisdicción social a través del procedimiento establecido en el artículo 139 de la Ley 36/2011, de 10 de octubre, Reguladora de la Jurisdicción Social.

Por ello, tras la entrada en vigor de este nuevo Real Decreto-ley, en cuanto a la adaptación y distribución de la jornada se refiere, el trabajador tendrá derecho a adaptar la duración y la distribución de la jornada para poder hacer efectivo su derecho a la conciliación de la vida personal, familiar y laboral, introduciéndose como novedad, tal y como se desprende del tenor literal de la Ley, el derecho de la persona trabajadora a poder adaptar su tiempo de trabajo.
De tal modo que, el trabajador podrá solicitar, además de la adaptación de la duración y la distribución de la jornada, la ordenación del tiempo de trabajo y la forma de prestarlo, debiendo ser dichas adaptaciones razonables y proporcionadas con las necesidades organizativas o productivas de la empresa.
Por tanto, es a través de la negociación donde se pactarán los términos del ejercicio. Y, en su defecto, la empresa abrirá un proceso de negociación con la persona trabajadora, cuya duración no sea superior a 30 días, siempre encaminado a facilitar las necesidades de conciliación de la persona trabajadora.
En la medida que, en la comunicación escrita que la empresa realice al trabajador, aceptando la solicitud planteada, proponiendo una alternativa o bien denegándola, se deben recoger los criterios objetivos que motivan la decisión adoptada.
En este sentido y, una vez que finalice el periodo pactado, el trabajador tendrá derecho a solicitar el regreso a su jornada o modalidad contractual anterior.
En este mismo sentido y, en cuando respecta a la duración de la solicitud efectuada por el trabajador de acomodar su jornada, en caso de que tenga hijos, éste tendrá derecho a ejercitar dicha solicitud en tanto en cuanto el menor cumpla doce años.
Asimismo, en cuanto a la entrada en vigor de dicha modificación se refiere, habida cuenta que el Real Decreto 6/2019 entrará en vigor al día siguiente de su publicación, esto es el 8 de marzo de 2019, aquella relativa a la adaptación y la distribución de la jornada, lo hará con efectos desde la misma fecha (8 de marzo de 2019), tal y como se establece en su Disposición final segunda.
1. El presente real decreto-ley entrará en vigor el día siguiente al de su publicación en el «Boletín Oficial del Estado».

2. La regulación introducida por el presente real decreto-ley en materia de adaptación de jornada, reducción de jornada por cuidado del lactante, nacimiento, adopción, guarda con fines de adopción y acogimiento en el trabajo por cuenta ajena, público y privado, así como a las prestaciones de Seguridad Social correspondientes, será de aplicación a los supuestos que se produzcan o constituyan a partir de su entrada en vigor.

En conclusión,
  • Se modifica el derecho del trabajador a adaptar la duración y la distribución de la jornada de trabajo para hacer efectivo su derecho a la conciliación de la vida personal, familiar y laboral. En concreto:
  • Se podrá solicitar, además de la adaptación de la duración y la distribución de la jornada, la ordenación del tiempo de trabajo y la forma de prestarlo.
  • Dichas adaptaciones deberán ser razonables y proporcionadas con las necesidades de los trabajadores y las necesidades organizativas o productivas de la empresa.
  • La solicitud podrá efectuarse hasta que los hijos cumplan doce años.
  • La negociación pactará los términos del ejercicio. Y, en su defecto, la empresa abrirá un proceso de negociación con la persona trabajadora, cuya duración no sea superior a 30 días.
  • Una vez finalizada la negociación o el plazo, la empresa podrá aceptar la petición, dar una propuesta alternativa o denegarla. En caso de denegación deberá justificar de forma objetiva la decisión.
  • Una vez finalice el periodo pactado, la persona trabajadora tendrá derecho a solicitar el regreso a su jornada o modalidad contractual anterior.
  • Además, recoge que, en caso de discrepancia, se resolverá por medio de jurisdicción accionando el procedimiento para el ejercicio de los derechos de conciliación de la vida personal, familiar y laboral del art.139 LRGSS.

  • Esta nueva modificación relativa a la adaptación y distribución de la jornada será de aplicación a partir de su entrada en vigor, el 8 de marzo.

Esperamos haber resuelto su consulta. Llámenos si necesita cualquier aclaración. Reciba un cordial saludo.

Somos abogados

Eduardo Castilla Baiget
Eduardo Castilla Baiget
Licenciado en Derecho y Diplomado por la Escuela de Práctica Jurídica de la Universidad de Navarra.
Vanesa León Arguedas
Vanesa León Arguedas
Graduada en Derecho y Máster Universitario en Acceso a la Abogacía por la Universidad Pública de Navarra
Izaskun Aldabe Muro
Izaskun Aldabe Muro
Graduada en Derecho por la Universidad Pública de Navarra y Premio Extraordinario Fin de Carrera. Máster de Acceso a la Abogacía en la Universidad Pública de Navarra.
Ignacio Chacón Carvalhais
Ignacio Chacón Carvalhais
Graduado en Derecho y Máster de Acceso a la Abogacía por la Universidad Pública de Navarra.